+

VIAJES

Las Hoces de Vegacervera, León.

Las Cuevas de Valporquero y el Río Torio

A 47 km/h de León, el Torio atraviesa distintos pueblos que mencionan su nombre. Por este río se llega a las Hoces de Vegacervera con su impactante desfiladero. Un bello paisaje donde el Torio pliega sus formas y la carretera le entrecruza gracias a diversos puentes, algunos de origen romano.

Es rigurosa la parada para observar desde uno de sus puentes el Torio marcado por su estrechez y la profundidad de sus aguas. Las Hoces de Vegacervera confrontan el espíritu de esta zona leonesa. En el Torio se respira tranquilidad y armonía donde el su cauce es lo único que se escucha. Todo el valle alto del río Torio y gracias a la erosión fluvial da lugar a altas gargantas que se elevan entorno al río. Y predominan los hayedos hasta las Cuevas del Valporquero.

Pasando el pueblo de Valporquero, a una altura de 1.309 m. de altura, se encuentra este monumento natural. En el corazón de la montaña leonesa aparece la gran entrada a las Cueva de Valporquero. En el mismo parking de la Cueva, se encuentra un área recreativa totalmente equipada donde se puede esperar a que comience la visita. Ésta, tiene un recorrido visitable de aproximadamente 1 km. y se tarda en verse entre hora y medida y dos horas. A lo largo de la visita la Cueva ofrece todo su esplendor que ha perdurado más de un millón de años.

Siete son las salas visitables de la Cueva de Valporquero (Pequeñas Maravillas, Gran Rotonda, Hadas, Cementerio Estalactítico, Gran Vía, Columna Solitaria y Maravillas) a las cuales se acceden mostrando las estalactitas, estalagmitas, coladas y columnas diferentes en su interior. La gran longitud de la cueva y sus dimensiones impresiona mucho más al visitante. Por su interior, atraviesa el río con 3.150 m. accesible para los espeleólogos y expertos.

La temperatura habitual en la Cueva es de 7º C en cualquier época del año con una humedad del 99%. Ésta se abrió al público en 1966 y desde entonces no ha parado su actividad.

En entorno de la Cueva de Valporquero y del río Torio son dignos de recorrerse con tranquilidad. Valles verdes, asombrosos desfiladeros atraviesan a lo largo del río. Pequeños pueblos emblemáticos de piedra gris y teja roja, las antiguas iglesias son sólo una pequeña muestra de este entorno de la Cordillera Cantábrica que merece la pena conocer.

Viajes: Otros viajes de interes

Tiene ese encanto del aislamiento que permite que las costumbres y leyendas perduren

Menorca, la magia del aislamiento

Las islas tienen una magia que me quita el sueño. Y, como en todos mis viajes, la ida a Menorca también fue producto del mal dormir. Las islas tienen ese encanto del aislamiento que permite que las costumbres y leyendas perduren en cada rincón.

...

Soria

La Edad Media en tierras sorianas

Soria era el destino de nuestras vacaciones. Unos amigos nos habían comentado que pasear por las calles de Medinaceli es pasear por siglos de historia, como si el 'Cantar del Mío Cid' cobrará vida.

Iglesia de San Juan de Ortega

La sierra de la Demanda, naturaleza por descubrir

A través de esta ruta, descubrimos el incomparable entorno natural de la sierra de la Demanda. En este paraje disfrutamos una gran riqueza, tanto animal como vegetal o arquitectónica.

...

Suscríbete gratis al boletín de mujer:

Buscar pareja
¡Buscar ya!

Compras

Hispavista mujer es el mejor lugar para buscar y encontrar toda la información sobre:

Viajes, horóscopo 2011, regalos , bebés y hogar, noticias del corazón, glamour, eventos

Política de cookies |